El derecho concursal: un origen español

Digo un origen español hablando de la denominación del área que se encarga de regular las quiebras e insolvencias; conocida como derecho concursal o concursos de acreedores.

Dentro de los S.XVI y XVII, en la Escuela de Salamanca -hoy ganando el terreno perdido-, dos tratadistas dieron el nombre hoy usado para las quiebras e insolvencias de empresas.

Francisco Salgado de Somoza en 1657 publicó su conocido tratado, Labyrinthus creditorum concurrentium (vid. foto debajo), que inspiró una buena parte de las legislaciones europeas hasta bien entrado el S.XIX.

salgado_de_somoza_-_labyrintus_creditorum_concurrentium_1686_-_359-tif

Mucho más conocido que el autor que ahora mencionaremos y del que es más difícil encontrar referencias. Salgado de Somoza incluso ha dado nombre a una Fundación creada hace poco en la Universidad de Granada para el estudio del derecho concursal y mercantil.

El otro es Amador Rodríguez, que publica en 1616 el Tractatus de concurso cumpliéndose 400 años ya de la fecha-, y que a pesar de ser publicado 40 años antes que el de Salgado de Somoza suele ser más complicado encontrar referencias del mismo.

No deja de llamar la atención que hace 400 años ya hubiese en España cierta “expertise” en materia de bancarrotas (y en su llevanza procesal, claro).

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s